''Quisimos pasar año nuevo en el camping y tuvimos que volver con nuestra hija en un cajón''

Judiciales 04 de agosto de 2020 Por Redacción
Lucas Sepúlveda, papá de Martina, quien falleció en la tragedia del Camping Lolén, habló después de la decisión de la Justicia Federal respecto a sobreseer a todos los imputados por considerar a los hechos, impredecibles y fortuitos, y que los empleados del Parque Nacional y del camping no tenían elementos para prevenir la caída del árbol que también causó la muerte de Matías Mercanti de 8 años, el 1 de enero de 2016.
lolen

''Con esta decisión, sentí que me pegaron una puñalada en la espalda, después de todo lo que pasamos'', así define lo que pasa por su mente y su corazón, Lucas Sepúlveda, el papá de Martina.

''Uno lo que quiere es que se haga justicia sobre algo que debería ser así. Acá hay una cadena de responsabilidades. Nosotros fuimos a un lugar habilitado, no estábamos en un lugar silvestre, ese lugar era promocionado y no hay ningún responsable'', dijo Lucas indicando que existen responsables del lugar de la tragedia.

El papá de Martina manifestó: ''Nosotros queríamos que la causa quede en fuero provincial porque con el cambio de código podía ser más rápido, y se veía que el Fiscal Geréz había hecho una trabajo enorme. Hicieron la presentación y pasó al fuero federal, que se resuelve desde otro lado, no desde este lugar. Se basaron en los testimonios de una sola parte, y se dejó de lado todo lo demás''. 

Y añadió: ''Para que se entienda es como que mañana yo cometa un ilícito y se tome en cuenta lo que dicen mis amigos''. 

Con el pesar que lo acompaña, Lucas expresa:''Detrás de todo esto hay familias, ese es el dolor que uno tiene. Acá hay dos responsables: los que explotan el camping y el Parque Nacional. La única decisión que tuvo Parques fue un traslado de guardaparques, o sea que se los resguardó. Yo quiero ver si esa gente me puede mirar a la cara y pueden decirme que hicieron lo que correspondía''.

''La fiscal tiene que comprobar y mostrar que esto es previsible y se podría haber evitado. Yo estoy pidiendo que se haga lo que corresponde. Abrieron un parque sin fiscalizar, cobraron entrada, lo explotaron como ellos quisieron y los que pagamos fuimos nosotros. Ni un momento feliz puede cambiar esto. Nos dieron vuelta la vida,.... me la sacaron'', dice Lucas con el dolor inmenso de haber perdido parte de su corazón en ese camping.

Y reflexiona: ''Estoy acá porque es una manera de tener un alivio y para que esto no vuelva a pasar. Yo lo veía por televisión y decía ¿cómo pueden vivir? Y me pasó a mi''.

Boletín de noticias